Los insectos descubiertos ayudan a combatir la plaga de psílido de los cítricos que destruye a las frutas y plantas de cítricos.
La Red de Expertos en Protección Vegetal, descubrió dos insectos que sirven como controladores naturales de las plagas que afectan a plantas de cítricos y plantas ornamentales.

Se trata del Diaphorencyrtusaligarhensis (Hymenoptera: Encyrtidae), un parasitoide específico que controla la plaga conocida como psílido de los cítricos; y el Tamarixiamercet (Hymenoptera: Eulophidae), un agente de control biológico para diversas plagas de psílidos y triózidos.

El psílido de los cítricos es un insecto nativo del sudeste asiático, presente en países como la India, Arabia Saudita, Islas Mauricio y Reunión, Florida, Texas, Venezuela, Brasil, Uruguay, Argentina, Colombia, México, Ecuador y en algunas regiones del Caribe y América Central.
Debido a su distribución y características biológicas es el más importante vector del HLB o “greening”, principal enfermedad de los cítricos a escala mundial que causa deformaciones en las plantas así como coloraciones variadas en los frutos. Está enfermedad reduce la producción y provoca que toda planta infestada sea eliminada para evitar la diseminación del virus.

El grupo estuvo conformado por técnicos del Magap, así como de la Empresa Brasileña de Investigación Agropecuaria (Embrapa); del Laboratorio de Control Biológico, del Centro Experimental del Instituto Biológico en Campinas; y del Natural History Museum of London.
Gómez destacó que el descubrimiento de estos insectos, que actúan como controladores naturales de otras plagas, permitirá tener una agricultura más limpia, sustentable ya que se evitará el uso indiscriminado de agroquímicos que pueden afectar al ambiente.

El titular del Magap, Javier Ponce, destacó que en la Red participan investigadores que trabajan por la defensa fitosanitaria, la conservación y el uso sostenible de la agrobiodiversidad, así como la seguridad alimentaria del país; y que además comparten informaciones científicas y técnicas para el manejo integrado de las plagas agrícolas.

El ministro precisó que los insectos benéficos, que permiten el control biológico de diversas plagas, ya fueron registrados, y consideró que el hallazgo de los parasitoides es un paso fundamental para potencializar el control biológico como una táctica para controlar plagas agrícolas.