Más de doscientos productores principalmente de ovinos participaron de las jornadas de capacitación organizadas por el Instituto de Química de Recursos Naturales y la Facultad de Ingeniería, en las cuales dieron a conocer las bondades de un suplemento alimenticio especialmente diseñado para animales que se encuentren en el período de engorda.

Se trata de un producto elaborado como parte del proyecto “Desarrollo de alimentos de bajo costo para los rumiantes a partir de residuos y subproductos agroindustriales para los productores pecuarios del Maule”, liderado por el académico Diógenes Hernández.

“Nuestro país genera más de 1,5 millones de toneladas de residuos agroindustriales, de los cuales un 45% están concentrados en nuestra región. Estudiamos las cualidades de varios de estos desechos y generamos un alimento de bajo costo, que mejora la dieta de las ovejas y cabritos, en especial en épocas de escasez de pasto”, explicó el docente.

Los encuentros se efectuaron en las comunas de Cauquenes y Hualañé, donde se ubican dos granjas experimentales de la investigación que es apoyada por el Gobierno Regional a través de los Fondos de Innovación para la Competitividad FIC-R. En ambos recintos se organizó un “Día de Campo”, durante el cual se explicó a los asistentes la forma cómo se prepara el alimento generado en la UTALCA, así como también aspectos relacionados con la crianza y alimentación de los rumiantes.

“Se está abarcando un tema que es crucial en la producción animal, ya que la alimentación significa entre un 60% a 70% del costo de producción del negocio, entonces si se logra abaratar estos montos significa que la idea generará un gran beneficio”, sostuvo Carlos Krauss, profesional de Prodesal de Rauco.

Entre los productos que se utilizan con ese fin se encuentran los residuos de la elaboración de aceite de oliva, del procesamiento de manzanas, de choclos e incluso de la molienda del trigo, que se mezclan en cantidades específicas.

“Es muy interesante, creo que nos puede ayudar en los momentos difíciles, ya que estamos en un sector donde dependemos de la lluvia, y cuando hay sequía a los animales se les debe comprar el alimento, entonces si esto es más barato y funciona, es espectacular”, comentó sobre la iniciativa Víctor Céspedes, productor de la zona de Caone. Queremos desarrollar una metodología viable técnica y económicamente para ellos, que incluye antecedentes en cuanto a la ubicación de los residuos en la región.